Usiacurí: hecho a mano – Travelgrafía

CARIBE

Usiacurí: hecho a mano

AUTOR: Xavier Avila

 

Ubicado entre lomas y colinas, con un verdor en sus jardines y flores de trinitarias que le dan colorido a sus casas, se encuentra Usiacurí.

 

 

  • Casa típica de Usiacurí, Atlántico.

 

Conocido como el pesebre del atlántico ya que su paisaje es como el de los pesebres navideños, pero con una característica especial, aquí las artesanías son hechas con palma de iraca, son el sustento de muchas familias que tejiendo sostienen una tradición ancestral aprendida de los indígenas que habitaban la población.

 

 

  • Hombre con palma de iraca

 

 

  • Mujer tejiendo

 

A Usiacurí se llega por carretera ya sea desde Baranoa o Sabanalarga. La bienvenida está a cargo de la Musa Tejedora, un monumento hecho en acero inoxidable que conmemora la tradición artesanal del pueblo. Más adelante un camino de adoquines multicolores nos conduce al centro del pueblo donde se podrá observar la iglesia de Santo Domingo alzarse en la colina, para llegar a la cúspide de ella hay que subir unas escalinatas rodeadas de palmeras y corales, lugar donde se observa la geografía del poblado.

 

 

  • Iglesia de Usiacurí, Atlántico.

 

En sus callecitas nos encontramos con casas multicolores donde se venden las artesanías en palma de iraca con productos como bolsos, cofres, abanicos de mano y un sinnúmero de cosas que la creatividad de las mujeres del lugar han elaborado para la venta.

 

 

  • Artesanías hechas de palma de iraca

 

 

  • Artesana.

 

 

  • Artesanías hechas de palma de iraca

 

EL POETA DE LA PATRIA

En medio de los árboles mi casa,

bajo el denso ramaje florecido,

aparece a los ojos del que pasa

como un fragante y delicioso nido.

Julio Flórez

 

Al salir de la iglesia se debe visitar la casa del poeta Julio Flórez, el poeta de la patria, que murió en la población y se fue a vivir ahí en búsqueda de las aguas medicinales que hay en el pueblo.

 

 

  • Casa Museo Julio Florez, Usiacurí, Atlántico.

 

Julio Flórez llegó a Usiacurí en 1909 donde se casó con Petrona  Moreno y tuvo 5 hijos, se conserva hoy su casa como Bien de Interés Cultural de la Nación, y en ella hay un museo rodeado de jardines y lleno de una magia artística única, en la casa se guardan pertenencias del poeta y cosas relacionadas con su obra. En este lugar se realizan noches de bohemia especiales, con música y lo mejor de la poesía.

 

 

  • Casa Museo Julio Florez, Usiacurí, Atlántico.

 

Cerca de ahí un sendero natural y el cauce de un arroyo conducen a los pozos que le dieron fama a Usiacurí a principios del siglo XX, con la asistencia de un guía se observan las propiedades minerales de estas aguas y la belleza del bosque seco que lo rodea, estas aguas no se pueden tomar, pero si pueden ser utilizadas para diversos tratamientos.

 

 

  • Sendero Natural

 

 

  • Pozo Mineral

 

Usiacurí se debe recorrer a pie, porque en sus calles se puede uno encontrar a sus habitantes andando en burro o simplemente pasar por una casa donde se están tejiendo las artesanías u observar el paisaje y ver el embalse del Guájaro a lo lejos y el verdor del bosque.

 

 

 

Usiacurí posee la reserva natural de Luriza, un mágico lugar rodeado de gigantescos árboles y de monos aulladores con pozos de agua mineral, a Luriza se llega a pie con la ayuda de un guía que le indicara los caminos y señalará la riqueza paisajística de la reserva.

 

 

  • Reserva Natural Luirza, Usiacurí.

 

En este rinconcito del caribe, el cielo y la poesía se hacen uno solo y la magia de las manos de las mujeres se llevan no solo en los detalles elaborados si no en el corazón de quien visita el pesebre del atlántico.

 

Xavier Avila

Xavier Avila

Abogado e historiador, miembro de número de la Academia de Historia de Barranquilla y del Centro de Historia de Sabanalarga, director de la Casa de la Cultura de Sabanalarga (2014-2016) y gestor cultural.

Amante de la fotografía como arte complementario de la historia.